¿Twitter = Autenticidad? - Enrique Martínez Bermejo
916
post-template-default,single,single-post,postid-916,single-format-standard,ajax_fade,page_not_loaded,,qode-theme-ver-17.2,qode-theme-bridge,qode_header_in_grid,wpb-js-composer js-comp-ver-5.6,vc_responsive

¿Twitter = Autenticidad?

¿Twitter = Autenticidad?

Ayer, a raiz de una Comisión de Investigación de la Asamblea de Madrid, nos enteramos que a la diputada Reyes Montiel se le prohibe utilizar twitter, como herramienta de comunicación, dentro de la Comisión. No se le prohibe, por parte de los organos políticos madrileños, que comunique lo que allí se habla, porque puede hacerlo desde otros medios, por ejemplo su blog o twitter en la calle, sino, que se le prohibe utilizar twitter dentro de la sala. Un disparate mayúsculo, como explica Enrique Dans, en un post del día de hoy, titulado “Se prohibe el uso de twitter“, porque si escribo SMS desde dentro de la Sala de la Comisión, no hay ningún problema en hacerlo.

Tras leer esta noticia, trate, durante unas horas, de ponerme en contacto con Rosa Díez en twitter. Cuál fue mi sorpresa, a media noche, que me entero, que su perfil ya no está. Efectivamente, es la constatación de, algo, que ocurrió durante la campaña de las elecciones vascas: ella posteaba donde estaba, y mientras participaba en un debate, o en un programa de TV, alguien posteaba sus opiniones, y sin embargo, ella no llevaba un dispositivo o gadget en el que escribiese, ni en twitter, ni en ningún sitio.

Durante las pasadas elecciones generales, mantuve, ciertos contactos con Mariano Rajoy, a través de su perfil en Facebook, quizás una de las redes sociales más importantes, y con mayor número de usuarios, a lo largo y ancho de este planeta. En algunas de estas conversaciones pude constatar, que, o bien Mariano, informa muy bien a sus colaboradores, o bien era, ciertamente, él, quien estaba detrás del perfil, pues le pregunté por algunos detalles de, conocidos comunes, que al conocer su respuesta, deduje que si que era él quien estaba detrás de la conversación.

Pienso, que la autenticidad de la clase política, a la hora de utilizar twitter o las redes sociales, para comunicarse con sus electores, debe ser plena, sin fisuras. Algunos políticos, al tiempo, que creaban un perfil en twitter o facebook, comunicaban, que detrás de ese perfil estaba un grupo de asesores, fieles ayudantes del político de turno, que posteaban, por un lado los hechos más importantes de la campaña electoral, y que en ocasiones posteaban lo que dicho político les pedía que posteasen. Es el caso, por ejemplo, de Barack Obama.

Sus votantes, sus partidarios, quienes seguimos su victoria, desde este lado del mundo, sabíamos, que, detrás de Obama, había, y sigue habiendo hoy en día, un grupo de asesores de comunicación de mucho prestigio, y qué sus posts, en ocasiones los escribé él, en persona, y en otras ocasiones, no. Y no pasa nada.

En el caso de los políticos españoles, pienso, que antes de utilizar estas herramientas de comunicación social, como son twitter, facebook, un blog, etc, deberían tener un asesoramiento importante, para no incurrir en situaciones como la de Rosa Diez, por ejemplo.

Reyes Montiel, de Izquierda Unida, al menos sabemos que es ella, la que postea, esté donde esté. El problema surge, en muchas ocasiones, cuando una persona quiere postear, absolutamente, todo lo que hace y esté donde esté; y ahí es dónde comienzan los problemas.

Yo, en este momento, porque antes si lo hacia, no posteo todo lo que hago; actualizo twitter en determinados momentos del día, por ejemplo cuando escribo un post en este blog, o cuando hay un hecho relevante, que creo interesante para quienes siguen mi conversación, y a los que sigo, y me interesan que conozcan de un hecho. Quizás, bueno y sin quizás, yo, un recién llegado, no soy nadie, pero si soy yo quien escribe mi blog, quien actualiza facebook, y quien actualiza twitter. Creo muy clarificador, y perdonad mi insistencia, el post de Enrique, de esta mañana sobre el tema de “los políticos y la autenticidad”. En el post lanza una pregunta sobre la “autenticidad” de los perfiles sociales de los políticos.

Desde el conocimiento y la admiración, que profeso sobre algunos políticos españoles, europeos y americanos, creo que ellos deben dedicarse, principalmente, a aquellos para lo que han sido elegidos, es decir, gobernar, hacer política, dar soluciones a los problemas de los ciudadanos, etc. Si para ello y, después de un asesoramiento tanto personal como legal, deciden utilizar herramientas sociales, como twitter, para comunicarse con sus electores, con sus votantes, con los que no les votan, o con quién quieran, me parecerá una buena determinación. Lo que no me parece correcto, es lo que ha hecho Rosa Díez, presuponiendo que no lo ha hecho con mala intención.

Posiblemente, no será el último miembro de la clase política que tenga un perfil en twitter, y que no sea él quien lo actualize. Pero mientras los ciudadanos, sus votantes, conozcamos, que detrás hay un grupo de asesores, mejor le irá a ese político.

Precisamente, Reyes Montiel, al ver publicada la noticia en El Pais, es ella, quien sale al paso de las informaciones, y hace un juicio de valor, respecto de la utilización de twitter, en su blog. Puede ser que, detrás, allá otro escribiendo por ella, pero al menos, no postea sobre lo que ocurre en la Asamblea de Madrid, mientras asiste a una corrida de toros en Las Ventas.

Finalmente, el twitter de Rosa está fuera de la red, y es una pena. El arreglo, quizás no es el mejor, se podría haber hecho de otra manera. El asesoramiento en nuevas tecnologías es vital en este sentido.

No Comments

Post A Comment

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies